Veronica Muñoz; El arte de invertir

veronica01La pintura que compró para colgar en su living puede que incremente su valor o que sea tan codiciada como el proyecto de arte que realizan sus hijos en preescolar (más allá del valor sentimental que tengan par usted). Al igual que con cualquier otra inversión, es necesario hacer una investigación e ir más allá de la zona de confort.

El mercado del arte es variable, y no hay garantías de rentabilidad, pero -con un poco de trabajo de campo y previsión- usted puede comenzar a pisar fuerte en este mundo.

El sitio Investopedia.com enumeró una serie de consejos que lo ayudarán a encontrar  al próximo Miguel Ángel.

Pinturas vs. Glicées

Giclée se conoce como la impresión hecha a máquina sobre un papel fino o lienzo. La reproducción termina siendo tan semejante a la real, que podría engañar al ojo más experto. Sin embargo, sigue siendo una copia.

La unicidad de una obra de arte es lo que fija su precio, por lo que el original siempre tendrá mucho más valor que una reproducción. Si bien los Giclées pueden venir calificados con superlativos como “calidad de museo” o “archivo”, nunca serán tan valiosos como un original. Y aunque éstos resulten agradables a sus ojos, no significarán ningún ingreso futuro para usted.

Mirar con lupa las impresiones

A menudo se puede distinguir -a simple vista- entre una impresión de artista y un póster, aunque en algunos casos es posible que se necesite una lupa o un cuentahílos. El proceso de impresión offset deja una pequeña matriz de puntos en el papel a la que deberá prestarle atención.

Hay varios factores que determinan el valor de la impresión de un artista: el tamaño de la edición(el número de copias que el artista hace de una obra), la importancia de la obra, el estado de la impresión, y si está firmada y numerada por el artista. Una baja cantidad de impresiones que formen parte de una edición limitada será más valiosa que una imagen reproducida en masa.

Para los que ya se decidieron

Cuando esté listo para llegar a las galerías e invertir en arte, vaya con los ojos bien abiertos. Algunos galeristas le dirán que la decisión es emocional, pero no se crea esa línea. Si lo que desea usted es que su compra se transforme en una buena inversión, deberá investigar a los artistas vivos que le llamen la atención. Aprenda acerca de su educación, sus comisiones y sus exposiciones. Visite museos, galerías e instituciones de arte regularmente para que pueda reconocer los potenciales artistas. Si usted está pensando en alguna obra de un pintor de renombre, obtenga una evaluación profesional.

Vender su inversión

Si tiene un original colgado en su pared y está dispuesto a desprenderse de él, la mejor oportunidad de pago será si lo vende en una subasta. La comisión que deberá pagar puede variar entre el baratísimo 3% o el descabellado 50% de la pieza. Así y todo, los tratos que usted pueda conseguir a través de Internet, le dejarán mucho menos dinero.

Debe saber que el mercado del arte es volátil y, mientras que éste se muestre estable, otorgará rendimientos interesantes. Sin embargo, en épocas de recesión, es un activo que puede fácilmente caer en picada.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: